Make your own free website on Tripod.com



Messerschmitt Me262


En el otoño de 1943, Willy Messerschmitt, Director y diseñador principal de la empresa aeronaútica que llevaba su nombre, presenta ante Adolf Hitler y Hermann Goering, quien entre sus muchas funciones fungía como cabeza de la Luftwaffe, los resultados de un trabajo de desarrollo que había durado dos años: el primer avión de combate impulsado por reactores, el Messerschmitt Me262

Adolf Galland, uno de los primeros "experten" de la guerra y a la sazón Inspector General de Caza de la Luftwaffe apoya la producción masiva del aparato, ante el flujo de la guerra ya contrario a Alemania, y de perspectivas aún más obscuras. Pronto habrá que hacer frente a ataques de los Aliados a la Europa continental.

Los resultados de las pruebas son asombrosos para todos, el avión puede volar a una velocidad 150 km superior a la de cualquier aparato de guerra de entonces, propio o del enemigo, y su construcción es factible prácticamente de inmediato, aún cuando para la fabricación del combustible se requerirán esfuerzos importantes, por lo demás comunes en la guerra.

Hitler pregunta: "¿Y este aparato puede llevar bombas?" Messerschmitt, temeroso de que cualquier aparente desventaja del prototipo pueda retrasar su producción, responde: "Posiblemente hasta 1000 kilogramos". Hitler comenta complacido: "Al fin parece que tenemos el bombardero que tanto me han prometido" Goering se apresura a prometer que pronto los fabricarán en número suficiente para el bombardeo de Inglaterra.

Galland, al enterarse de esto, opina que la decisión era como confundir un caballo con una vaca; ahí se inicia un largo proceso para tratar de convencer a Goering de lo erróneo de la decisión, proceso que incluso llevaría a la llamada Rebelión de los Pilotos, en la que los principles "experten" de la Luftwaffe protestaron ante Goering por esta decisión que consideraban absurda. Hitler mismo tuvo que intervenir para dar fin a las discusiones, y para permitir la fabricación y uso del Me262 como caza, siempre y cuando se desarrollaran también sus capacidades como caza bombardero.

Así, la entrada en operación del avión de combate que pudo haber dado una nueva oportunidad a Alemania al hacerla recobrar la supremacía aérea por un trecho que los Aliados no podrían recorrer por algún tiempo, se retrasó en más de un año. Un año en el que además las condiciones cambiaron por completo para Alemania: los Aliados occidentales ocuparon Italia y el Norte de Africa y se produjo el Día D, la invasión aliada que abría el frente occidental en Francia. Los rusos avanzaban cada vez mas decididamente desde el Este y la economía alemana sufría los graves efectos de los constantes bombardeos aliados, lo que reducía drásticamente su capacidad de producción de material de guerra.

No fué sino hasta septiembre de 1944 cuando el Me262 comenzó su plena operación en combate, y además con menos de 200 aparatos en total. Muy poco muy tarde.

Al fin de la guerra, el Me262 se confirmó como un desarrollo tecnológico muy avanzado, superior a los aparatos a reacción que comenzaban a probarse operativamente en los países aliados. Hoy es un hecho confirmado que los Me262 fueron un preciado botín tanto para los aliados occidentales como para los soviéticos, que permitío acelerar de manera determinante el desarrollo de sus propios aviones de combate a reacción


Tipos principales Me 262 A1 Me 262 A2
Características Primer avión caza interceptor a reacción Primer caza bombardero a reacción
Dimensiones Envergadura 12.50 m
Longitud 10.60 m
Altura 3.80 m
Envergadura 12.50 m
Longitud 10.60 m
Altura 3.80 m
Motor 2 turboreactores Jumo 004B-1
2 turboreactores Jumo 004B-1
Velocidad máxima 870 km/h 800 km/h
Armamento 4 cañones MK 108A-3 de 30 mm con sistema de dirección giroscópico y capacidad para 12 cohetes R4M bajo las alas 2 cañones MK 108A-3 de 30 mm con sistema de dirección giroscópico y capacidad hasta para 4 bombas de 250 kg
Alcance 1050 Km 1050 Km



FOTOS

MODELOS

DIBUJOS